Preguntas frecuentes

¿Qué es la enfermedad celíaca?

La Enfermedad Celiaca (EC) es una enfermedad multisistémica con base autoinmune provocada por el gluten y prolaminas relacionadas, en individuos genéticamente susceptibles, y se caracteriza por la presencia de una combinación variable de: manifestaciones clínicas dependientes del gluten, anticuerpos específicos de EC, haplotipos HLA DQ2 o DQ8 y enteropatía. Esta definición fue actualizada por la ESPGHAN, Sociedad Europea de Gastroenterología Pediátrica, Hepatología y Nutrición en 2012.

La prevalencia estimada en los europeos y sus descendientes es del 1%, siendo más frecuente en las mujeres con una proporción 2:1.

¿Cuáles son sus síntomas?

A la EC se le llama el camaleón de las enfermedades ya que tiene síntomas muy dispares entre sí y diferenciados según la etapa de la vida en la que uno se encuentre. La EC es una enfermedad de base sistémica, es decir, no sólo afectaría al aparato digestivo, sino a cualquier sistema y órgano del cuerpo humano, como puede ser la piel, los huesos, el sistema neurológico, etc. El mayor reto encontrado respecto a la EC es que hay personas asintomáticas, por lo que resulta más difícil su diagnóstico. En cuanto a los síntomas más típicos, están:

Infancia: diarrea crónica, pérdida de apetito, distensión abdominal (tripa abultada), pérdida de peso, talla baja, anemia, irritabilidad/tristeza.

Adolescencia: pérdida de apetito, fallo de crecimiento, retraso puberal, irregularidades menstruales, heces pastosas.

Adulto: anemias, dolor abdominal, diarrea crónica y gases, problemas digestivos, falta de apetito, colon irritable, infertilidad o abortos de repetición, osteoporosis, artritis reumatoide, ansiedad/depresión.

¿Cómo afecta el gluten en el organismo de una persona celíaca?

La ingestión de gluten en una persona celiaca sin diagnosticar acaba ocasionando la atrofia de las vellosidades del intestino delgado, no absorbiéndose correctamente los nutrientes, y generándose carencias nutricionales que pueden derivar en enfermedades graves e irreversibles. Una vez diagnosticada la Enfermedad Celiaca (EC), y realizando una dieta sin gluten durante toda la vida, los síntomas revierten. Por tanto, es muy importante diagnosticarla a tiempo.

¿Qué es el gluten?

El gluten no es un alimento. El gluten es una proteína amorfa que se encuentra en cereales como el trigo, la cebada, el centeno, el triticale, la espelta, etc.

Es una mezcla de distintos tipos de proteínas presente en algunos ingredientes de alimentos, en los que actúa como elemento aglutinante. El gluten carece de valor nutricional (no aporta ni vitaminas ni minerales) por lo que no conlleva deficiencias nutricionales al eliminarlo de la dieta. La ventaja que posee, es que tiene un alto valor tecnológico: da volumen y esponjosidad a las masas panarias, elasticidad, cuerpo, etc., lo que hace que sea muy utilizado en la industria alimentaria.

¿La enfermedad celíaca es consecuencia de una alergia o una intolerancia?

Estrictamente hablando, no es ni una alergia ni una intolerancia. En realidad, la Enfermedad Celíaca (EC) es una enfermedad autoinmune (genera una respuesta inmunológica contra el propio organismo) en la que se conoce el factor exógeno principal, que es el gluten.

¿Cuál es la causa de la enfermedad celíaca?

A día de hoy, no hay una respuesta clara frente a la causa de la EC.

Recientemente, un equipo de científicos señala a los reovirus como los posibles desencadenantes ocultos de la EC. Actualmente, la razón por la que se inicia esta enfermedad autoinmune aún se desconoce. “Esta investigación, recién publicada en Science, arroja luz sobre el asunto. El estudio muestra que un virus, aunque no produzca síntomas clínicos, puede estar causando algún problema en el sistema inmunitario y sentar las bases de un desorden autoinmune, y en este caso particular, la EC”, explica la autora del estudio, Bana Jabri, médico de la Universidad de Chicago.

Además, se cree que la anterior no es la única causa. La enfermedad podría surgir además por una combinación de factores: la ingesta de gluten, la existencia de una predisposición genética y las anomalías en la estructura del intestino delgado, que hacen que su pared sea inusualmente permeable. También consideran factores de riesgo la ausencia de lactancia materna y la presencia de infecciones intestinales o situaciones de estrés digestivo.

¿Existe alguna predisposición genética a desarrollar la enfermedad celíaca?

Las personas portadoras del gen HLA-DQ2/DQ8 tienen una mayor predisposición a desarrollar la EC; pero está claro que deben de existir otros factores implicados en ella, puesto que aproximadamente el 40% de la población caucásica expresa estos genes y solamente el 1% de la misma sufre la enfermedad.

¿Los hijos de un celíaco tienen más posibilidades de ser celíacos?

Sí. Aunque la Enfermedad Celiaca (EC) tiene un cierto componente hereditario, no se transmite de una forma predecible. Todos los familiares, en primer grado (padre, madre, hijo, hija, hermano, hermana) de una persona celiaca son grupo de riesgo y tienen una probabilidad entre un 10 y un 20% mayor de desarrollarla.

¿Cuánto tiempo tiene que pasar para notar una mejoría al realizar la dieta sin gluten?

Una vez se comienza a realizar la dieta exenta de gluten, los síntomas deberían desaparecer, ya que se recupera el daño de las vellosidades intestinales y por tanto la absorción de nutrientes vuelve a la normalidad. Este tiempo de recuperación varía según cada persona, pudiendo mejorar en días, semanas o incluso años. Los niños suelen presentar una mejoría más rápida y significativa que los adultos.

¿El hecho de no poder tomar gluten es perjudicial en el normal desarrollo de las personas celíacas?

No. El gluten no es una proteína indispensable para la salud, no aporta ni vitaminas ni minerales, es decir, carece de valor nutricional. El único problema que puede ocasionar al eliminarlo de la dieta es que la aportación de fibra se vea comprometida o se abuse de productos procesados y por tanto se aumente el contenido de azúcares, grasas y calorías de la dieta. En el caso de la fibra, se recomienda suplir este déficit con el consumo de frutas, verduras y hortalizas. Respecto al tema del aumento de azúcares, grasas y calorías, FACE aconseja no abusar de los productos específicos sin gluten manufacturados

¿La enfermedad celíaca es curable?

No. Actualmente, la EC no tiene cura, por lo que el riesgo de lesión intestinal permanece durante toda la vida. Bien es por ello que el abandono de la dieta conlleva un riesgo de recaída y complicaciones. La persona celíaca que sigue correctamente el tratamiento (dieta sin gluten para toda la vida) es una persona sana.

¿Cuál es el tratamiento de una persona celíaca?

El único tratamiento eficaz es una dieta exenta de gluten, y debe seguirse durante toda la vida.

¿Los productos sin gluten de supermercados y tiendas especializadas son seguros?

Sí. La legislación europea actual vigente, según el Reglamento Europeo (UE) Nº828/2014, establece la presencia o no de gluten en un alimento y da la posibilidad de indicar que ese producto es “sin gluten” o “muy bajo en gluten”. Existen fabricantes y cadenas de supermercados que por iniciativa propia indican en sus productos la leyenda “sin gluten”, o bien emplean pictogramas con dicha mención. Todos aquellos productos que empleen la mención “sin gluten”, deberán estar en cumplimento del Reglamento Europeo (UE) nº 828/2014, garantizando un contenido en gluten inferior a 20 ppm (mg/kg). Muchos de ellos, aparecen recogidos en la Lista de Alimentos sin gluten elaborada anualmente por FACE, pero otros no. Esto, no quiere decir que los productos que no aparecen ahí recogidos contengan gluten, si no que FACE no ha podido verificar la información de estos.

Desde el punto de vista nutricional, ¿es igual un alimento con gluten que uno sin gluten?

Los alimentos especiales sin gluten se formulan de modo que resulten seguros para el consumidor celiaco. En ocasiones, para conseguir características organolépticas similares a las del alimento homólogo con gluten, hay que modificar otros aspectos de su composición (grasas, azúcares, etc.), por lo que es recomendable consultar siempre el etiquetado, y no abusar de los productos manufacturados. Este consejo es aplicable siempre tanto en productos con cómo sin gluten.

¿Los celíacos pueden tomar bebidas alcohólicas?

Las cervezas por su naturaleza contienen gluten, pero actualmente en el mercado se pueden encontrar numerosas marcas cerveceras “sin gluten” certificadas por FACE. Esto se debe a que en el proceso de fermentación se añade una enzima que rompe y destruye el gluten, obteniendo finalmente un producto apto para celiacos.

El resto de bebidas alcohólicas de elevada graduación, incluyendo aquellas que contienen cereales como ingrediente, pasan por un proceso de destilación. Esta técnica elimina cualquier traza de gluten, por lo que la bebida final está libre del mismo. Sería el ejemplo de ello el whisky o el vodka. No obstante, para mayor seguridad, se recomienda desde FACE que se lea siempre el etiquetado del producto sea del tipo que sea.

Si el etiquetado indica “trazas de gluten”, ¿significa que el producto tiene menos de 20ppm?

No. Los 20 ppm representan un nivel umbral que define como etiquetar el producto, es decir, si tiene menos de 20 ppm es sin gluten y si tiene más de 20 ppm es un producto con gluten. Cada empresa puede declarar de forma voluntaria la presencia de trazas. Actualmente no existe un consenso sobre el nivel de trazas de casi ninguno de los 14 alérgenos descritos en el Reglamento Europeo (UE) Nº 1169/2011, incluyéndose el gluten. Por tanto, es complejo definir qué trazas podrían conllevar un riesgo para las personas celiacas, ya que, al ser un concepto ambiguo y subjetivo, no habría un límite definido en el contenido de gluten. Como conclusión, se recomienda no consumir productos que estén etiquetados como “puede contener trazas de gluten” o “contiene trazas de gluten”.

Dieta

Echa un vistazo a nuestras recetas de cocina sin gluten

Infórmate